A DAVID CASINOS NO LE HACE FALTA VER PARA LLEGAR A LA META (EL PRIMERO).

  • David Casinos reconoce que no se cansa de ganar, pero “ahora me doy cuenta de lo que cuesta convertirse en campeón olímpico o paralímpico”

 

  • Dice que “me emociona más un ciego dándole una patada al balón o un campeón en silla de ruedas que Messi o Cristiano Ronaldo.

 

  • “Perdí la visión y perdí la cabeza”, confiesa, pero ”llega un momento en el que te das cuenta que ahí tienes una vida, que la estás perdiendo”

 

ENTREVISTA AL ATLETA INVIDENTE.

David Casinos sumó en Doha su octavo título mundial a los que hay que sumar cuatro medallas de oro paralímpicas
David Casinos sumó en Doha su octavo título mundial a los que hay que sumar cuatro medallas de oro paralímpicas (WARREN LITTLE – GETTY)

David Casinos llegó ayer a Madrid para apoyar la puesta en marcha de una página web de apoyo a los atletas paralímpicos impulsada por Liberty Seguros, uno de los principales patrocinadores de los paralímpicos. Lo hizo con la medalla de oro conquistada en Doha en el campeonato del Mundo paralímpico. Es su octavo título mundial entre peso y disco a los que hay sumar cuatro medallas de oro en los Juegos Paralímpicos en los cuatro que ha participado. Un palmarés espectacular al que hay sumar infinidad de récords y títulos de campeón de España. Perdió la vista a causa de la diabetes cuando tenía 25 años y logró superarlo gracias al deporte. Su lema es“todos los días sale el sol y si no sale ya me encargo yo de sacarlo”

 

Viene de ser otra vez campeón del mundo, ¿cómo se hace para no cansarse de ganar porque usted no para de ganar?

No, y cada año sigo sorprendiéndome más. Pasan los años y me doy cuenta de lo que cuesta convertirse en campeón olímpico y paralímpico. Cuando tienes treinta años parecía que era fácil, pero ahora me doy cuenta de lo que es. Voy a vivir Río, mis quintos Juegos y sigo mis sueños, sigo en una nube aún. No me creo lo bien que están saliendo las cosas.

 

A usted y al resto de los atletas paralímpicos, ¿les da rabia que no se les reconozcan tanto como se lo merecen en los medios?

Yo reconozco que esto es un país de fútbol y de otras noticias que deben salir en prensa que son las que mueven el dinero, pero hay espacio para todo. Siempre puede haber espacio para el deporte paralímpico y creo que debe haber espacio. Vosotros, los medios de comunicación tenéis la batuta y ahí es donde debéis hacer hincapié en sacar a los paralímpicos.

 

Usted tiene un palmarés impresionante, pero el gran público apenas le conoce…

A mí me empiezan a conocer en la calle y sin perro, ¡eh! Ha habido un cambio importante en los últimos tiempos porque sí que salimos más en la prensa, pero… si yo que tengo cuatro medallas paralímpicas no se me conoce, gente que está comenzando ahora, que tiene éxitos deportivos ¿quién sabe de ellos?

 

¿Le da rabia que los niños tengan como referentes a futbolistas y no a gente como usted?

Al final son ellos los que salen, no nosotros y ellos son idolatrados. Saben que ganas en peso o en disco o eres un campeón en bicicleta,…me parece más impresionante ver a un tío que le falta una pierna, o en una silla de ruedas o a un ciego lanzar un disco o darle un balón que, con todos mis respetos, ver a Messi o a Cristiano Ronaldo.

 

¿Cómo se hace para tener tanta fuerza, tanto ánimo?

La fuerza es innata en cada uno, pero llega un momento en el da que te das cuenta que ahí tienes una vida, que la estás perdiendo porque te han quitado una pierna, te han cortado un brazo, has perdido la visión,….y te dices tengo una vida, tengo que aprovecharla al máximo. Al final decides sacar el sol, todos los días sale el sol y te das cuenta de que tienes que ir a por ella Yo he decidido vivirlo así yeso es lo que hago y al final me ha funcionado, pero ¡joder¡ he tenido que perder la vista para tener esa fuerza. No creo que tendríamos que pasar por ese desierto tan duro como he pasado yo para darnos cuenta que hay una vida ahí que hay que vivir.

 

Y cuando llega ese desierto, ¿cómo se afronta?

Yo perdí la visión y perdí la cabeza. Perdí la cordura y costó recuperarlo, pasé unos años tremendos y al final, al tener esta gran desgracia me dí cuenta que mi vida no había terminado, había empezado y decidí empezar a vivir. Me uní a mi casa que es la ONCE que me ofreció volver a hacer deporte, empecé a construir mi pequeño mundo y al final funcionó, me enganché al bastón blanco, al de volver a ver y corría en una pista de atletismo no con el bastón si no con un perro. Me ha ido muy bien y lo he hecho a través del deporte que me ha dado la oportunidad de darme cuenta que tenía habilidades, talento con un disco, con un peso o incluso con el habla, de contarle a la gente lo que vivo lo que hago.

 

¿Antes de quedarse ciego ya practicaba el atletismo?

Sí, hacía otra especialidad que era el martillo e incluso llegué a ser internacional, pero lo aparqué durante muchos años. Llegué a trabajar en la empresa donde yo quería trabajar y de repente fue cuando me quedé sin visión. Como me conocían del mundo del atletismo me ofrecieron hacer esto y al final me subí a este barco y aquí estoy.

 

¿Por qué los atletas paralímpicos españoles tienen tantos éxitos comparados con los olímpicos?

Sí, parece que los paralímpicos consiguen tantas medallas y los olímpicos no, pero hay otras circunstancias. Competimos igual, ante los mismos países, con el mismo talento, pero cada uno tenemos nuestras circunstancias. En Olímpicos hay 8.000 deportistas, en paralímpicos, 4.000, eso es una realidad, pero también es cierto que hay una realidad que es el deporte, el esfuerzo, la competitividad, que hay que luchar con otros rivales y al final se consiguen las medallas, nada más. Lo que tiene que haber es igualdad de condiciones, por qué un olímpico sí y un paralímpico no o por qué un patrocinador quiere un olímpico y no a un paralímpico,….No, no, no, debe haber un reparto equitativos de condiciones para todos.

 

¿Por qué no participa usted en unos Juegos Olímpicos porque marcas tiene?

Sí, marcas tengo, pero entiendo que estar en un deporte olímpico que debes tener unas habilidades con la visión que yo carezco, entiendo que eso es complicado. Jamás podré lanzar donde lanza Manolo Martínez porque tengo una gran carencia en la visión, pero compito con mis competidores, con la gente que no ve. Aunque compito con ellos, con los olímpicos, en competiciones nacionales o locales e incluso les gano y muchos incluso me pasan la mano por cara a ver si es verdad que no veo.

 

¿Cuentan con usted los olímpicos a la hora de entrenar, para seguir sus métodos?

Sí, por supuesto. Mi entrenadora entrena a chavales jóvenes que no tienen ninguna discapacidad y entrenamos juntos. Al fin y al cabo, lo que vale para mí vale para cualquier deportista con visión, aquí no hay secretos. El secreto es lo que tú quieras dedicarle a esto, la dedicación, el día a día.

 

¿Usted a quién admira?

Admiro a mucha gente, pero no tengo un referente, un nombre concreto. Admiro a ese tío que se levanta todas las mañanas y no busca ninguna medalla olímpica o paralímpica, es un tío que le gusta hacer deporte porque tiene ese objetivo de cuidarse, de pasarlo bien, de tener un deseo de salir a correr. Luego, obviamente tengo referentes en el deporte como Pau Gasol, Rafa Nadal, Ricardo Ten, Xavi Torres, Teresa Perales,…son mis referentes, son mis amigos y comparto muchísimas cosas. Mis referentes son la gente que hace deporte, que se superan es la gente que quiero seguir.

 

Fuente: El Mundo Deportivo

AUTOR: METANOIA CLUB DEPORTIVO

 

 

No hay comentarios

Escribe un comentario